El Papa pide a obispos argentinos promover vocaciones sacerdotales y pastoral familiar


Al recibir a los 31 obispos argentinos de visita ad limina en el Vaticano, el Papa Benedicto XVI valoró esta mañana la unidad del Episcopado argentino, destacó las "fatigas y desvelos" para hacer de la Iglesia "casa y escuela de comunión" y les exhortó a un "gran esfuerzo" para promover las vocaciones sacerdotales en el país.

Ante los prelados, encabezados por el Arzobispo de Buenos Aires, Cardenal Jorge Mario Bergoglio, el Pontífice pidió "proyectar una pastoral matrimonial y familiar más incisiva, que tenga en cuenta la dimensión vocacional del cristiano, así como una pastoral juvenil más audaz, que ayude a los jóvenes a responder con generosidad al llamado que Dios les hace".

"También es necesario intensificar la formación de los seminaristas en todas sus dimensiones: humana, espiritual, intelectual, afectiva y pastoral, llevando a cabo además una eficaz y exigente labor de discernimiento de los candidatos a las sagradas órdenes", subrayó en su discurso.

Asimismo, insistió en que "en esta óptica de profundizar en la comunión dentro de la Iglesia, es de suma importancia reconocer, valorar y estimular la participación de los religiosos en la actividad evangelizadora diocesana, a la que enriquecen con la aportación de sus respectivos carismas".

También les recordó que "los fieles, en virtud de su bautismo, están llamados a cooperar en la edificación del Cuerpo de Cristo. Para ello hay que llevarlos a tener una experiencia más viva de Jesucristo y del misterio de su amor. El trato permanente con el Señor mediante una intensa vida de oración y una adecuada formación espiritual y doctrinal aumentará en todos los cristianos el gozo de creer y celebrar su fe y la alegría de pertenecer a la Iglesia, impulsándoles así a participar activamente en la misión de proclamar la Buena Noticia a todos los hombres".

Comentarios

Entradas populares de este blog

Oro, incienso y mirra, son nuestra libertad, nuestra oración y nuestro afecto hacia Dios

Símbolos del Adviento: La Corona

¿Puede un ateo convertirse al Catolicismo sin mediar argumentación alguna?