MONS. BARRANTES RECUERDA QUE UNA VERDADERA DEVOCIÓN A MARÍA LLEVA A JESÚS

Los centros de ciudad del Gran Área Metropolitana lucieron este miércoles con decenas de fieles que portaban el hábito carmelita o los escapularios. Eso debido a la celebración en honor a Nuestra Señora del Monte Carmelo.

El señor Arzobispo, quien celebra sus diez años de ordenación episcopal, recordó que "estamos alegres porque la Madre siempre es alegría pero sobretodo la nuestra que nos lleva a Jesús, una devoción a María siempre debe llevarnos a su Hijo, a nuestro Salvador".

"Aquellos que ven a María y quedan estáticos no están viviendo correctamente esa devoción porque María siempre nos lleva a puerto seguro, que es Jesús".

Con respecto a la tradición popular de vestir los hábitos carmelitas y los escapularios recordó la explicación del Papa Juan Pablo II de que "la madre siempre se preocupa porque sus hijos tengan buenas vestimentas, es decir, que el hábito debe ser un signo que nos recuerda que debemos mantener en buen estado las vestimentas de la gracia de Dios... no se vive con el escapulario y también en pecado".

Comentarios

Entradas populares de este blog

“Costa Rica marcha por la vida y la familia”;

Oro, incienso y mirra, son nuestra libertad, nuestra oración y nuestro afecto hacia Dios

Símbolos del Adviento: La Corona